Neandertales y curiosidades humanas

Publicado en Misterios y Complots,


Tweet about this on TwitterShare on Google+2Share on Facebook0Share on LinkedIn0

En este nuevo artículo quiero volver a tratar sobre la figura del Neandertal. La imagen del neandertal idiota es un tópico extendido más allá de las disciplinas científicas. Esa visión no se basa en ningún tipo de evidencia: Es fruto de viejas inercias en la investigación y de modelos simplistas sobre el Homo sapiens y la desaparición de los neandertales. Lejos quedan ya aquellas primeras representaciones que retrataban a los neandertales como una suerte de brutos silvanos. Y es que el cientificismo positivista es así: Pinchado en un palo y con moscas.

Es por ello que a modo de anecdotario he recabado una serie de curiosidades con respecto de estos antepasados nuestros, que creo pueden llegar a ser de interes.

1.- Todos tenemos rasgos Neandertales

Entre el 2% y el 4% de nuestro genoma, quizás en mi caso más, es heredado de ellos. Los estudios de Svante Pääbo, del Instituto Max Planck de Antropología Evolutiva (Leipzig), así lo demuestran. Esto rompe el mito cientificista que determina que los neandertales no hibridaron con los sapiens. Pese a existir al menos ocho restos fósiles de avalan la hibridación. Teniendo esto en cuenta, podría llegar a clonarse algo parecido a un neandertal, aunque no del todo. George Church, un destacado experto en genética de la Universidad de Harvard, exponía hace unos días en una entrevista a la revista alemana Der Spiegel la posibilidad de abrir un debate para volver a traer al mundo al hombre de Neandertal.

2.- Pinturas rupestres

Tal como explicase en Mira hacia Altamira, las pinturas rupestres de Altamira y de otras cuevas del norte de España podrían haber sido realizadas por neandertales y no por sapiens. Una nueva datación, llevada a cabo con la técnica uranio-torio en 50 pinturas de once cuevas españolas (entre ellas las de Altamira, El Castillo y Tito Bustillo), reveló que esa forma de arte primitivo es por lo menos 10.000 años más antigua de lo que se creía y procede, por lo tanto, de una época en la que los primeros Homo sapiens aún no habían llegado a Europa. El hallazgo supondría que las famosas siluetas de manos en las paredes de las cuevas eran, en realidad, una firma neandertal.

Eso si obviamos que en cierto modo eran presumidos: Se colgaban collares hechos con conchas e incluso se maquillaban. Ahora, además, sabemos que tenían otro elemento para adornarse: vistosas plumas de aves. Un estudio internacional en el que ha participado el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) ha descubierto que los neandertales empleaban las alas de aves rapaces y córvidos como ornamentación, teoría que refuerza la idea de que tenían pensamiento simbólico. De ahí a expresar tal pensmiento no hay nada.

Por otro lado, como ya expusiera en Nerja la existencia de pinturas rupestres anteriores a la aparición del Homo sapiens haría que se replanteasen postulados históricos y artísticos.

3.- “Cocinillas”:

Los neandertales cocinaban y consumían regularmente una variedad de vegetales, según un estudio del Museo Nacional de Historia Natural Smithsonian en Fairfax (Estados Unidos). Los científicos han llegado a esta conclusión tras examinar los dientes fosilizados de algunos de estos ancestros humanos encontrados en cuevas de Irak y Bélgica. Entre los dientes aparecieron restos de granos de almidón, raíces y tubérculos que habían sido tratados antes de ser ingeridos.

Los artefactos de piedra no indican que los neandertales utilizaran herramientas para moler partes de plantas, lo que sugiere que probablemente no practicaban la agricultura. Sin embargo, el estudio demuestra que estos ancestros humanos invertían tiempo y trabajo en aumentar la calidad nutricional de los alimentos basados en vegetales. De esta forma, eran más fáciles de ingerir. Cosa que sugiere que los neandertales controlaban el fuego de forma muy parecida a como lo hacían los primeros humanos. Además, en la Península ibérica ya comían marisco hace 150.000 años, como pudo comprobar en Cueva Bajondillo, ubicada en Torremolinos (Málaga), un equipo internacional con participación del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC).

4.- Herboristas

Los dolores de estómago o el “mal cuerpo”, también afectaba a los neandertales, y al igual que hoy hacemos nosotros también empleaban como remedio la manzanilla. No solo incluían en su alimentación una gran variedad de plantas, sino que conocían sus cualidades curativas y nutricionales. La manzanilla, probablemente cruda, les servía para tratar sus males. Un equipo de investigadores de España, Reino Unido y Australia obtuvo la primera prueba molecular de ese comportamiento gracias al análisis de restos dentales de cinco neandertales de la cueva de El Sidrón, en Asturias. Los neandertales tenían un gen que les permitía distinguir el gusto amargo, el que tienen la aquilea y la camomila.

5.- Evitaban la endogamia

Al contrario que las más rancias castas nobiliarias, los neandertales, intercambiaban las hembras entre un grupo y otro. Estos intercambios evitaban la endogamia, mientras que los varones tendían a permanecer en su núcleo familiar original y muy raramente abandonaban su territorio natal. El hallazgo fue realizado gracias al análisis de los restos de doce neandertales, por Carles Lalueza y Antonio Rosas, de la cueva asturiana de El Sidrón, descubiertos en 1994, donde las hembras halladas pertenecían a linajes diferentes del que descendían los machos y, a su vez, diferentes entre sí. La depresión consanguínea incluye una amplia variedad de defectos físicos y de salud, entre los que podemos encontrar como más comunes: Elevada incidencia de enfermedades genéticas recesivas, reducción de fertilidad femenina y viabilidad espermática, fenómenos de asimetría física,alta mortandad prenatal y de recién nacidos, lento ritmo de crecimiento, menor talla de adulto, carencias del sistema inmunológico y alteraciones del comportamiento. Los neandertales evitaban esto intercambiando hembras que todavía no habían alcanzado la edad reproductiva.

6.- Su desaparición

La desaparición repentina de los neandertales, hace unos 40.000 años, es uno de los mayores misterios de la evolución humana. Por qué dejaron de existir y de convivir con los seres humanos modernos es todavía un misterio. Varias investigaciones apuntan a que la llegada del Homo sapiens a Europa desde África tuvo una importancia capital. Los seres humanos modernos se habrían convertido en una amenaza competitiva para las poblaciones indígenas neandertales. Investigadores de la Universidad de Cambridge creen nuestros antepasados directos invadieron la región de forma masiva hasta alcanzar diez veces la población de los neandertales ya establecidos.


vía Mundo Desconocido

Neandertales y curiosidades humanas
5 (100%) 2 votos

Etiquetas: ,


Deja un comentario

Cuanto es 9 + 7 ?
Please leave these two fields as-is:
IMPORTANTE! Necesitas resolver la operación matemática para poder continuar.

Newsletter

Redes sociales

Centro de soporte

Centro de recursos