WikiLeaks publica todos los cables: crónica de una filtración anunciada

Publicado en Ciencia y Tecnología, Noticias,


Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on Facebook0Share on LinkedIn0

El paso que han dado hace unas horas es quizá el esperado tras los últimos acontecimientos en torno a la fuga de los cables. Desde el momento en el que Daniel Domscheit, fundador de OpenLeaks, avisó de la destrucción de gran parte del material que contenía la información sobre las actuaciones de Bank Of América se han ido sucediendo una serie de acontecimientos que han acabado desembocando en la fuga completa de los cables sin editar.

Iluminamos los 45 años de diplomacia estadounidense, es el momento de abrir los archivos para siempre

Con ese mensaje en Twitter la organización ha dado paso a la filtración en la red de todos sus archivos completos. Cifrados (han dado la contraseña) o sin cifrar, la organización ofrece varias formas de descargas por BitTorrent un archivo comprimido en zip que ocupa alrededor de 65 GB de cables y que hacen referencia a los últimos 45 años de la diplomacia norteamericana. ¿Es el fin de WikiLeaks?

Cronología de las últimas semanas

A finales de la semana pasada era la propia WikiLeaks la que comenzaba a filtrar los cables de manera inédita. A través de Twitter se intuía que los pasos de la organización se aceleraban con la noticia de la fuga de miles de cables sin edición a través de la red. Era la primera vez que se ofrecía al público la información sin pasar por ningún filtro o periódico. Quizá intuían que los medios iban a ser parte o detonante de la noticia de hoy.

Casi al unísono, la noticia de cada uno de los cables iba acompañada de una mala noticia. Primero anunciaban que la web era atacada por un DDoS, casi 12 horas inactiva por un ataque del que aún se desconoce autoría. Mas tarde la organización anunciaba la aplicación de la Patriot Act sobre su proveedor de alojamiento DNS. La orden dada imponía la recopilación de toda la información sobre Julian Assange y su organización para pasarla a Washington. De esta manera se sabía a ciencia cierta que Estados Unidos pondría todos los recursos en su mano para que WikiLeaks dejara de operar para siempre.

A los tres días surgía la noticia que desembocó finalmente en los acontecimientos de hoy. Se filtra que se habían liberado cientos de cables originales, sin editar, exponiendo a todas las fuentes. Un archivo de alrededor de 251.000 documentos que contenía documentación importantísima del año pasado, que por una serie de “errores” circulaba en la red junto a una clave cifrada que más tarde era revelada. En ese momento WikiLeaks denunciaba a uno de sus ex empleados y al diario The Guardian junto a uno de sus periodistas de filtrar la contraseña de estos cables y por lo tanto de exponer la identidad de las fuentes de los cables.

Y así llegamos hasta el día de hoy, en las últimas horas la organización había enviado a través de Twitter un mensaje donde pedían que los usuarios se descargaran un torrent cifrado. En el tweet informaban que la clave sería difundida en su momento. Este mensaje era realmente el preámbulo a la publicación completa de todos sus archivos hoy.

Futuro incierto

Ahora quedan muchas preguntas por resolver que probablemente durante los próximos días se irán desvelando. El primero de todos sobre el futuro que le espera a la organización. Si la publicación de hoy se confirma finalmente que es la totalidad de los cables que estaban en su poder, probablemente WikiLeaks habrá puesto punto y final a su razón de ser. Principalmente porque los acontecimientos así lo hacen ver. Sus fuentes, la razón de ser de WikiLeaks, han sido el principal motivo y desencadenante de esta situación. La exposición y divulgación de sus nombres acaba de alguna forma con la pirámide de trabajo en la que operaban. Por otra parte Assange, pendiente aún del juicio con posible extradición que le mantiene en Londres, tiene también por delante un futuro incierto.

En cuanto al material y esos 65GB que hoy ven la luz, las noticias sobre su contenido irán saliendo estos días y sólo en ese momento sabremos sí se encuentra o no el seguro de vida del fundador de WikiLeaks y si finalmente sale a la luz el cable que pondría en una posición muy complicada al sistema financiero de Estados Unidos con un nombre por encima del resto, Bank of América.

Fuente

Califica esta entrada

Etiquetas:


Deja un comentario

Cuanto es 11 + 23 ?
Please leave these two fields as-is:
IMPORTANTE! Necesitas resolver la operación matemática para poder continuar.

Newsletter

Redes sociales

Centro de soporte

Centro de recursos